Amor: ¿Hacia quién? o ¿Hacia que?

En las reuniones de grupo, podemos comprender, cómo el amor puede superar la muerte de nuestros hijos o hijas, cómo puede perdurar y ser más “fuerte” que la muerte misma.